Comparte

[ENTREVISTA] El Cuarto Verde: “Lo bonito de una canción es que deje de ser del grupo para que cada uno la haga suya con su interpretación”

Con motivo de la publicación de “Metroglobina”, hace unas semanas tuve la oportunidad de compartir una interesante y muy divertida charla con la banda riojana El Cuarto Verde durante la cuál hablamos sobre este flamante cuarto álbum, su evolución como banda y los planes que tienen de cara para su próxima gira en 2016. ¡Que la disfrutéis!

Para quién no os conozca, ¿quién es El Cuarto Verde? ¿Cómo surge el grupo?

Odón: El Cuarto Verde nace en 2005 y son cuatro chicos de La Rioja que vienen a comérselo todo (risas). Nada más.

Julián: Nos juntamos tres compañeros de carrera y, luego, vino el amigo en común que tenía uno de nosotros.

Deivis: Me engañaron vilmente a mí.

Julián: Era el único que sabía tocar de los cuatro.

Odón:  De hecho fue un acto de inconsciencia porque estábamos en unas fiestas de la universidad o no se que chorra era, no me acuerdo ya. Y este (refiriéndose a Julián) tenía un garito y tenía ya la batería y, a las tantas de la mañana, no me acuerdo a qué horas dijo: “¿a qué no tenéis cojones y tocar un poco allá?”. Yo no tenía ni puta idea de la guitarra y el otro parecido. Y allá aparecimos y ahí nació El Cuarto Verde. Ese fue el germen.

“Metroglobina” es vuestro cuarto trabajo de estudio, ¿cómo lo describiríais? ¿por qué ese nombre?

Deivis: Pues el nombre queríamos hacer algo, un disco que mostrase el contacto de la persona con la ciudad, un poco las vivencias que tenemos todos en las calles, en nuestros pueblos. Y queríamos un nombre que juntara la hemoglobina de la sangre, de la pasión con el metro, con lo que es la ciudad un poco. Y yo creo que ha quedado también reflejado en las letras y todo, temas de la ciudad, de la calle… temas del día a día que vivimos todos. Y así surgió, básicamente. Un día que íbamos todos a Pamplona para el estudio, nos pusimos a decir chorradas, salió el nombre y dijimos: “Oye, pues mola”.

Odón: Es la chorrada menos mala (risas).

Deivis: Nos gusta inventarnos palabras (risas).

Volvéis a contar con Iker Piedrafita para la producción de este trabajo, ¿qué me podéis contar acerca de este proceso? ¿qué os aporta Iker en la producción para que volváis a contar con él?

Odón:  Pues es, sobre todo, la complicidad y la facilidad para trabajar con él. Es un tío con el que se trabaja súper fácil y, bueno, llevamos ya tres discos con él y nos tiene muy pillados el tranquillo. Entonces, el sabe muy bien el sonido que queremos, por donde queremos tirar, como hay que enfocar el disco… Es una persona que nos ha visto crecer, él nos ha hecho crecer también y que, bueno, es muy sencillo lo que hemos hablado de Logroño también, el kilometraje porque estamos a 40 minutos en coche. Y es un profesional como la copa de un pino, graba unos discos acojonantes. Ahora mismo, para nuestro gusto, uno de los mejores productores que hay en el estado.

También se ha producido cambios en la formación con la entrada de Edu a las guitarras ocupando el lugar de Michel, ¿cómo decidisteis que era el y no otro el que tenía que ocupar ese puesto?

Julián: Si, nos hemos deformado (risas).

Deivis: Michel lo dejo por temas de trabajo, familia y demás que no le daba para todo en la vida. Y a Edu, ya lo conocíamos porque hizo un par de bolos con nosotros hace unos años que Michel estaba fuera. Siempre nos hemos llevado bien, ha estado más o menos cerca nuestro y, también, lo pensamos mucho: “¿Qué hacemos cogemos un virtuoso que toque de puta madre o un tío de puta madre que sea bueno?” (risas).

Edu: Esta te la guardo. (risas).

Odón: Nos decantamos por la dos.

Edu: Además, fue todo por casualidad, fue todo muy seguido. Me mandó este (refiriéndose a Julián) un mensaje en el Facebook y me dijo: “en cinco minutos te llamo”; “¿te vienes a tocar?” y yo encantado de la vida.

Deivis: No le costó pensárselo.

Edu: Ya nos conocíamos. Además, yo tenía antes otro grupillo, ensayábamos al lado y nos conocemos de siempre.

Entre las colaboraciones que vemos en este trabajo una de ellas es la de Rosendo Mercado para el tema “Como purgar el radiador de una casa deshabitada”, ¿cómo surge en la colaboración?

Julián: Pues, bueno, surge a través de nuestro manager que es Bicho y lleva el merchan de Rosendo. Entonces, tiene facilidad de poder convencerle o engañarle o hacerle chantaje para que colabore con un grupo que ni ha oído hablar de él, ni nos conoce ni nada. Y, bueno, nos lo planteo como: “¿por qué no colabora Rosendo en una canción?”. Y se nos pusieron los ojos como platos.

Edu: Y que le gustó también, que no hace muchas colaboraciones tampoco.

Odón: Es una persona que es un poco reacia a hacer colaboraciones. Es decir, que lo ha vivido todo, lo ha hecho y es un estandarte y un baluarte en el rock and roll de aquí. Entonces cuando escuchó la canción le entró por el buen ojo y dijo: “me ha gustado el tema y vamos a tirar para adelante con él”. Y nosotros pues agradecidos que diría él (risas).

¿Le mandasteis esta directamente?

Deivis: Le mandamos esta.

Odón: Estuvimos un día en el garito del Bicho que tiene en Logroño y estuvimos analizando que tema le venía mejor a la voz y decidimos esta. Se la enviamos y no puso ninguna objeción. Dijo que estaba de puta madre, que le gustaba mucho y que encajaba. Así que se tiro al barro, lo grabo.

Edu: Yo pensaba que nos estaba vacilando el bicho con lo de que Rosendo podría hacer una colaboración y luego cuando dice que si pues…

Deivis: Pero era una putada porque las canciones son un poco altitas de tono…

Odón: Buscamos una que se adaptará bien a Rosendo porque tiene una voz cazallera, carabanchelera.

¿Y la de Chaco Pirri de Los Pirris en “El corazón del espino negro”?

Odón: Para nosotros es uno de los mejores guitarristas que conocemos del mundo mundial. Y es una persona que tiene un gusto y una facilidad con la guitarra increíble. Y le pasamos el tema y, la verdad, es que le encantó. Se subió al estudio, hizo tres tomas seguidas y dijo: “C’est fini”. Lo hizo con una facilidad terrible y es un buen guitarrista y un buen amigo.

Luego me ha llamado mucho la atención en el tema “Hoy”, las colaboraciones solo para los coros (Kutxi, Rober silencio, KB y Targus); ¿cómo surge la idea de meter estos coros?

Deivis: Fue pura casualidad porque ese día fuimos a grabar las voces y vinieron al estudio el KB, el Rober, Targus y, también, el Kutxi. Pues estábamos en el estudio, grabando los coros y dijimos: “¿hacemos unos coros kalimotxeros aquí todos?”. Y ya que estábamos nos pusimos todos a hacer el indio.

Odón: No fue algo premeditado. Fue que coincidió, que se alinearon los astros y echamos todos allá cuatro bocinazos kalimotxeros y sin más.

En cuanto a letras veo variedad, veo mucha ira, rebeldía, rabia como en “Por la tangente”, “Hoy” o desamor como en “Los amantes del fosforo” o “El corazón del espino negro”; ¿en qué os inspiráis a la hora de componer? ¿quién se encarga de ellas?

Deivis:el único que sabe leer. (risas)

Odón: La verdad es que las letras de El Cuarto Verde siempre lo decimos que hablan de temas muy universales, muy del día a día, de los sentimientos humanos, de lo que uno se le corroe y se le mueven las tripas por dentro. A veces salen más enfadadas, a veces salen más cariñosas pero lo bonito de las letras es que son muy reales y son muy sinceras. Después, al final, hablábamos de lo que habla todo el mundo y a nuestra manera. Lo decimos un poco a nuestra manera y ahí está la guinda un poco de El Cuarto Verde.

Claro pero así conseguís que la gente se identifique ¿no?

Odón: Eso es muy bonito porque nos dicen: “¿y en esta letra queréis decir tal, tal y cuál?” y hay que decir: “no, pero si lo has interpretado así nos vale”.

Deivis: Yo creo que ni Odón sabe lo que quiere decir. (risas)

Odón: Lo bonito de una canción es que deje de ser del grupo para que cada uno la haga suya con su interpretación y que reciba el mensaje que cree que le estamos emitiendo. Cuando pasa eso, la química de la música ha funcionado.

Además habéis introducido una poesía de Sonia San Román en “Hazlo”; ¿Cómo surge la idea de “vamos a meter unos versos de esta poesía aquí?

Odón: Pues súper sencillo. Estaba leyendo el último libro de Sonia San Román que es una poeta alucinante pero buenísima y los tres últimos versos me impactaron una barbaridad: “Para que vuelvan a crecer las flores he dejado en la cuneta trincheras de camiones incendiados”. Es algo tan bonito y tan etéreo como el olor de las flores con algo tan contundente como ver unos camiones incendiados en una cuneta que es un mensaje con muchísima fuerza. Y, la verdad, es que en todos los discos de El Cuarto Verde hemos metido citas literarias de diversos autores. Hay citas literarias de David González, de Bukowski, de Sonia San Román, de Enrique Cabezón, de Carmen Beltrán… hay un montón de literatura en las letras de El Cuarto Verde. Y, bueno, en este disco no podía ser menos.

¿Qué evolución podemos encontrar desde “Narcoiris” hasta llegar a este álbum?

Deivis: Pues una evolución bastante palpable ¿no? Nos hemos embrutecido un poco con los años.

Edu: Es más duro este disco.

Deivis: Tampoco ha sido premeditado. Nosotros vamos al local y los temas salen solos. De hecho nosotros no tenemos criterio de decir:“pues esta canción me suena muy pop, pues esta canción me suena muy tal”. Si nos gusta a todos, tiramos con ella para adelante y fuera. Eso es lo guay, que salen los temas un poco de todo. Y con este disco, a parte de que el sonido es más rockero, los temas son mucho más agresivos, hay mucho riff de guitarra, hay mucha más velocidad en las canciones, igual la voz de Odón está más rasgada. A mí, la verdad, me parece que hemos dado un disco para bien.

Julián: Más trabajado.

Deivis: Han pasado cuatro años entre disco y disco.

Odón: Se ha cocido a fuego lento. Lento pero seguro.

Claro porque luego, también, desde que habéis grabado hasta que se ha publicado… porque fue en febrero ¿no?

Odón: Ha pasado de febrero hasta ahora porque, la verdad, ha sido un tema de querer sacar las cosas bien. Lo difícil de un disco no es hacerlo, es lo más fácil del mundo. Lo difícil es que llegue a todo el mundo y hemos tenido la oportunidad de que Rock Estatal haya confiado en nosotros y para nosotros es una alegría terrible porque son grandes profesionales, son gente que difunde muy bien la música y que apoya muy bien a los grupos y que los respalda de cine.

¿En qué ha cambiado o ha evolucionado El cuarto verde en estos diez años de carrera musical?

Odón: En poco (risas).

Julián: La verdad es que en poco hemos cambiado.

Odón: Seguimos siendo los mismos hijos de puta con buenas pintas ahora (risas).

Deivis: Hemos evolucionado todos musicalmente porque, como hemos comentado antes, empezamos tres amigos sin saber tocar apenas y, bueno, hemos avanzando.

Odón:yo, cuando fundamos el grupo, no tenía ni guitarra. Tenía una guitarra española de cuando iba a la EGB que nos hacían hacer los coros con las monjas pero poco más.

Julián:yo tenía una batería, que estuve dando, dos años antes de juntarnos, ocho meses de clases y la tenía allá. A veces tocaba algo pero sin más.

Odón: Lo bonito del grupo es que hemos crecido todos a la vez. Crecer musicalmente todos a la vez hace dos cosas: unir al grupo un montón y que el camino sea el mismo, que vayamos todos en una misma dirección. Si hubiéramos venido los cuatro de otras bandas diferentes y hubiéramos hecho una mezcla, no hubiera habido la química que hay ahora con el cuarto verde. Y que, bueno, a la hora sobre todo de componer y de hacer trabajos siempre seguimos la misma línea, que es la que hemos hecho y no sabemos hacer otra porque es lo único que hemos hecho en la vida.

Si tuvierais que quedaros con un único tema de este álbum, ¿con cuál sería?

Edu: “El corazón del espino negro”.

Julián: “El corazón del espino negro”.

Deivis: Yo creo que también tío.

Odón: Hala pues yo por no joder también “El corazón del espino negro”.

Edu: Es la más diferente.

Deivis: Igual es la que menos se parece al estilo de El Cuarto Verde pero es que está muy chula esa canción.

Odón: La verdad es que sí. Es que es un ritmo muy cañero, muy repetitivo y que entra de cine.

Además de la presentación en Madrid en la sala Boite con Carta Baladí, ¿tenéis alguna fecha para vuestro directo?

Odón:la idea es arrancar a girar en 2016. Sabemos que vamos a empezar el 15 de enero en Logroño, empezamos en casa y de ahí nos iremos moviendo a todos los lares. Bicho, nuestro manager, está cerrando ahora todos los bolos. Sabemos que amaneceremos por Salamanca, por Tarragona porque tiene varios lugares ya cogidos pero a finales de año o principios del año que viene mostraremos la lista de todos los conciertos que están previsto. Todavía está todo preparándose pero cuando lo tenga todo el Bicho cerrado.

Entonces hay unas cuantas fechas ¿no?

Odón: Ya hay cosas. Hay sitios apalabrados, hay que concretar fechas.

Deivis: Básicamente queremos hacer, empezar por Logroño igual de ahí a Vitoria, Bilbao… empezar a movernos más cerca y de ahí pues movernos un poco más para aquí, para Barcelona.

Julián: Cuando se ruede un poco más el disco en los medios porque tampoco, viniendo de La Rioja, hemos tenido esa capacidad de sonar fuera del entorno y tal y ahora que con Rock Estatal nos están brindando esa oportunidad, vamos a dejar que la gente nos vaya escuchando, lo vaya conociendo y ya iremos.

Odón: Bajaremos a los madriles otra vez, por supuesto.

¿Por qué debería escucharos alguien que no os conozca?

Deivis: Porque está de puta madre el disco (risas).

Edu: Porque hay que apostar por las bandas locales. El disco está de puta madre pero, también, hay que apoyar a los grupos. No escuchar siempre la radio fórmula.

Julián: Es muy sencillo. Yo tengo una hija de dos años y medio y cada vez que la llevo a la guardería, le iba poniendo las canciones del disco y el primer día que escuchó la canción de “Hazlo”, al día siguiente me la pidió otra vez y me la pide. Así que si a una niña de dos años le gusta la canción de “Hazlo”, ¿por qué no lo tienen que escuchar? (risas).

Deivis: Es un disco que realmente merece la pena porque no sé, es un rock muy fresco, con mucha vitalidad.

Edu: Se escucha muy fácil también.

Deivis: Si y, dentro del rock aunque ya está todo inventado, tenemos un estilo muy personal. A parte tenemos un directo en el que somos bastante enérgicos y nos lo pasamos realmente bien. Al final estas ahí para disfrutar más que a eso. Y eso se transmite y se nota. Yo creo que todo el que tenga la oportunidad que venga a vernos, que no se va a arrepentir.

Lo más leído esta semana

Fecha para el nuevo single de Leo Jiménez: 'La era de la individualidad'

El próximo 11 de mayo ha sido la fecha para el nuevo single de Leo Jiménez: 'La era de la individualidad'.

Cartel del festival solidario Pim Pam Punk

El próximo 21 de enero ha sido la fecha elegida para la celebración del X aniversario del festival solidario Pim Pam Punk.

[ENTREVISTA] Iñaki Llarena: “Un buen disco es un cantante y unas buenas canciones. Todo lo demás es absolutamente secundario”

Iñaki Llarena es, sin duda, uno de los productores referenciales en Navarra. En 2006 empezó a grabar y producir bandas tanto a nivel nacional en Estudios Aberin, su propio estudio...

Evaristo Páramos prepara un libro de anécdotas y recuerdos de la época de La Polla Records

La editorial Desacorde Ediciones ha anunciado que se encuentran preparando un nuevo libro de Evaristo Páramos.